Pin It

#Tips – 5 problemas frecuentes al lanzar una web y cómo resolverlos

Por Guillermo Bracciaforte, COO y Co-Fundador de Workana.
En la actualidad es imprescindible estar presentes en Internet, y la web es sin dudas la cara online de la empresa. En este escenario, diferenciarse y tener un contenido de calidad es lo que destaca a las empresas que invierten sabiamente en esta herramienta.

Según la Unión Internacional de Telecomunicaciones, una agencia de las Naciones Unidas (ONU), Internet conecta a más del 47% de la población mundial y se espera que para fines de 2016 la cantidad de usuarios online se acerque a los 4 mil millones. Esto significa que gran cantidad de personas continuarán llegando a las empresas a través de sus sitios.

Es de común conocimiento que el diseño web suele estar en manos de profesionales que trabajan de manera freelance o independiente. Al ser consultados sobre cuáles son los principales problemas que pueden presentarse a la hora de encarar un desarrollo web, la gran mayoría identifica 5 contratiempos usuales y describe las mejores soluciones para cada escenario.

1. Priorizar innumerables funcionalidades por sobre el lanzamiento

Que el sitio esté online es fundamental. Éste es uno de los aspectos más obvios, pero también más olvidados de cualquier desarrollo web. Existe un enorme número de casos en los que, por no tener aún ciertas prestaciones, el sitio se demora y va perdiendo valioso tiempo de estar en funcionamiento.

Este punto es tan importante que existen numerosas empresas y profesionales que consideran el lanzamiento del sitio web como una etapa más en su desarrollo, no el final.

2. Pretender un diseño que le guste a todo el mundo

Esto está muy relacionado con lo anterior. En lugar de tomar los ejemplos en JPG que armó el diseñador y discutirlos durante semanas, lo mejor es negociar rápidamente algún punto medio y avanzar con su maquetado y programación. “Jugar” con un sitio web funcional, poder navegarlo y verlo en el navegador es mucho mejor que discutirlo sobre imágenes estáticas y ayudará a que sea más fácil tomar decisiones de diseño, evitando que el proyecto se estanque.

3. Fallas de seguridad

Es importante tener copias de seguridad de todo. Adicionalmente, es vital que el código o el CMS estén lo más segurizados posible: versiones actualizadas, contraseñas complejas y varios niveles de seguridad. En este punto es de gran ayuda trabajar con profesionales experimentados.

4. El sitio no se ve en dispositivos móviles

Lo ideal es que el sitio tenga un diseño preparado para ajustarse a diversos tipos de dispositivos y tamaños de pantalla, lo que llamamos responsive. Sin embargo, si por temas de presupuesto o tiempos no es posible encararlo de esta forma en una primera etapa, el sitio debería de todas formas poder verse desde un dispositivo móvil. Esto tiene que ver con la tecnología con que se desarrolle ya que, por ejemplo, muchos dispositivos no podrán abrir un sitio desarrollado en Flash. Así, es importante que este punto se plantee antes de comenzar el desarrollo web, así quien vaya hacerlo está al tanto.

5. Saber cuánto invertir

¿Cuántas secciones requiere la web? ¿Se necesitará cobrar a los clientes dentro del sitio? ¿Qué tan atractivo deberá ser? Todas esas cuestiones serán clave a la hora de presupuestarla.

Una herramienta útil para saber cuánto podría cobrarnos un profesional en diseño es “¿Cuánto cuesta un sitio web?”. Este site guía al usuario en un paso a paso, a través de 10 preguntas simples, para ir desglosando diferentes cuestiones que pueden aumentar o disminuir la inversión necesaria con mayor precisión, y que ayudarán a priorizar funciones según los recursos disponibles.

En el paso final, el usuario accederá a una cotización estimativa y tendrá la oportunidad de contactarse con diseñadores web freelance de toda Latinoamérica. Acceda a través de www.cuantocuestaunaweb.co

 

Author: arielmcorg

Share This Post On